03 abril 2012

Cortejo




Cortejo [JMB©2012]





Salvajemente... salvaje... los ecos de la Sabána, llanuras de tierra y piedra,
sombras del solitario árbol en la inmensidad de una extraña calma.
Recostado en la gran roca ruge el león y reclama,
salvajemente... salvaje... el amor de una dama.


Ella se siente atraída por su poderosa calma, por su espíritu indomable,
por su delicada fiereza y su sexualidad indomable.


Coquetea juguetona con rugidos de ternura, deja entrever en sus juegos,
que hierve su sangre en las venas, que quiere ser la reina del rey de esta selva.
Se levanta de su pose... majestuoso el león... se va acercando lentamente,
para llamar también su atención.


Aromas de sexo en el aire...! instintos animales !
Ella se deja querer por el cuerpo de su amante.


El la va arropando con su sensualidad y su arte, apetitoso su cuello,
en el clava sus fauces.
Penetra en ella y la cubre con total devoción, inyectando sus semillas,
de vida... amor... y pasión.


Poderoso sus rugidos... rompen su silencio y calma,
extasiados y embriagados por el mágico embrujo de la inmensa Sabána.







Protected by Copyscape Plagiarism Tool

Sem comentários: